¿Qué es el Hábito Espiritual del estudio de la Biblia? Pues podemos presentar la siguiente definición:

“Aprender de las Escrituras con el propósito de crecer en fe, recibir beneficio espiritual y acercarse más a Dios. Es más una lectura cuidadosa que un estudio académico.”

(Pastor Dr. Gustavo Zepeda)

Básicamente se trata de buscar más a Dios para conocerlo, amarlo y aprender más de Él. Cada vez que pongo en práctica esta Disciplina o Hábito Espiritual, es como si estuviera cumpliendo lo que dice Jeremías 23:18, es como sí estuviera atento a Su Palabra y la escuchará con atención y consideración, es como estar en la intimidad de la “alcoba de Dios”.

“Porque ¿quién estuvo en el secreto de Jehová, y vio, y oyó su palabra? ¿Quién estuvo atento a su palabra, y la oyó?”

Jeremías 23:18

Ejemplos en la Escritura Sobre el estudio de la Biblia

1.- Isaías

“y te daré los tesoros escondidos, y los secretos muy guardados, para que sepas que yo soy Jehová, el Dios de Israel, que te pongo nombre.”

Isaías 45:3 

Dios se revela en la intimidad y la profundidad, como resultado de conocer y apreciar la belleza, grandeza y el poder de Dios uno solo puede quedarse extasiado. Además, como comentaba antes, estudiar las Escrituras es como estar en la intimidad de la “alcoba de Dios” y también sirve para vernos a nosotros mismos tal y como somos ante Él. Muy pequeños.

2.- Pablo

Considera lo que digo, y el Señor te dé entendimiento en todo.”

2 Timoteo 2:7 

Aquí podemos apreciar la dinámica que Dios desea que entremos, nosotros tenemos que considerar lo que Él dice en Su Palabra, pero es Él quien puede darnos entendimiento en todo lo que nos está enseñando.

Yo: Considero

Dios: Me hace entender

3.- Jeremías

La palabra de Jehová vino a mí, diciendo:…”

Jeremías 1:11a 

Existen una gran cantidad de ocasiones en las que Jeremías hace mención a esa frase de que “vino palabra de Jehová”, lo emocionante es saber que Dios toma la iniciativa y yo simplemente debo escuchar, al estudiar tengo que dejar y escuchar atentamente lo que Él me quiere decir, ¿Recuerdas el verso que dice que la palabra es viva y eficaz? Ese verso es tan real que debemos acercarnos a la Escritura confiando que Dios quiere enseñarnos algo muy especial.

4.- Jesús

“Y sus discípulos le preguntaron, diciendo: ¿Qué significa esta parábola?

Y él dijo: A vosotros os es dado conocer los misterios del reino de Dios; pero a los otros por parábolas, para que viendo no vean, y oyendo no entiendan.”

Lucas 8:9-10

Dios explica Su Mensaje solamente a sus discípulos, eso implica además que hay que ir hacia las Escrituras con un corazón humilde, Dios no tiene porque explicarle Su Palabra a personas orgullosas, superficiales, etc.,

¿Recuerdas cuando un par de discípulos iban por el Camino de Emaús y Jesús los acompaño? La historia la encontramos en Lucas 24:13-35, pues ya cuando los discípulos supieron que era Jesús con quién iban y Él se desapareció, ellos afirmaron:

“¿No ardía nuestro corazón en nosotros, mientras nos hablaba en el camino, y cuando nos abría las Escrituras?”

Lucas 24:32

Al exponernos a la Palabra nuestro corazón arde, eso implica que no necesariamente tiene que ver con un estudio teológico, una cosa es cuando estudiamos con el fin de preparar algún tema y otra cosa es cuando estudiamos con el fin de aprender lo que Dios quiere enseñarnos.

¿Porqué cultivar este Hábito Espiritual?

Podemos hablar de muchas buenas razones por las cuales debemos cultivar la Disciplina Espiritual del Estudio de las Escrituras, pero listaremos cuatro en base al pasaje que encontramos en Jeremías 23:16-32. En ese momento de la historia, Dios se está quejando de los falsos profetas y de cómo han desviado a Su Pueblo del buen camino.

Veamos las siguientes razones para cultivar la Disciplina Espiritual del Estudio de las Escrituras:

1.- Porque es la Voluntad de Dios

“Porque ¿quién estuvo en el secreto de Jehová, y vio, y oyó su palabra? ¿Quién estuvo atento a su palabra, y la oyó?”

Jeremías 23:18

Dios desea que estemos allí, en su secreto, en la intimidad de Su alcoba. Es el deseo de Dios que le busquemos profundamente a través del Estudio de Su Palabra. Es allí donde Dios puede mostrarnos sus tesoros más preciados como Su Sabiduría y el conocimiento de Su Voluntad.

2.- Porque hay una Tremenda Necesidad

“No envié yo aquellos profetas, pero ellos corrían; yo no les hablé, mas ellos profetizaban.”

Jeremías 23:21

Resulta paradójico que en este momento de la historia existe muchísimo más acceso a la Biblia, podemos leerla en muchas versiones en varios idiomas, podemos leerla en teléfonos celulares y en otros dispositivos móviles, pero aún así, hay muchísimo menos conocimiento de Dios.

Es por ésta razón que hay espacio para que falsos profetas, personas que hablan como de parte de Dios, aunque no tengan el Espíritu Santo de Dios viviendo en ellos y en realidad sus hechos demuestran lo contrario, este tipo de personas puedan engañar a tanta gente que les cree.

Existe una tremenda necesidad de aprender realmente acerca de lo que Dios tiene que decirnos en Su Palabra.

3.- Porque Dios nos quiere Usar en la Vida de Su Pueblo

“Pero si ellos hubieran estado en mi secreto, habrían hecho oír mis palabras a mi pueblo, y lo habrían hecho volver de su mal camino, y de la maldad de sus obras.”

Jeremías 23:22

Dios desea usarnos para transformar la vida de Su pueblo, Él quiere usarnos en Su equipo y para esto es necesario que nos disciplinemos en el Estudio de las Escrituras, que son Sus Palabras hacia nosotros.

4.- Porque es lo que el Espíritu Santo usa para cambiarnos

“¿No es mi palabra como fuego, dice Jehová, y como martillo que quebranta la piedra?”

Jeremías 23:29

El Espíritu Santo de Dios utiliza Su Palabra para cambiarnos, es Su Mensaje que penetra nuestro corazón el que puede transformar nuestros pensamientos y nuestra forma de actuar.

Sugerencias Prácticas del Estudio de la Biblia

  • Orar antes de leer. Se dice que Martín Lutero oraba antes de estudiar la Palabra diciendo: “Señor, no te soltaré hasta que me bendigas.”
  • Leer audiblemente y despacio.No hay prisas, sí te estás un mes en un libro analizándolo detenidamente no hay problema, no es ninguna carrera.
  • Pedir que Dios nos humille.
  • Llevar un corazón humilde y enseñable. Dios no le habla al orgulloso ni al autosuficiente.
  • Buscar un lugar tranquiloa una hora adecuada, que no hayan distracciones.
  • Tener un ordenpara el Estudio de las Escrituras.
  • Escribir. Puede ser en un cuaderno o en la computadora.
  • Considerar. Meditar todo el día en lo que se ha aprendido, Dios dará el entendimiento.

Resultados del Estudio de la Biblia

  • Hablar de Dios y de lo que me ha enseñado.Esto simplemente sucede, ya que de la abundancia del corazón habla la boca. No es algo que “yo ande buscando”, no es el propósito del Estudio de las Escrituras, simplemente pasa.
  • Es el amor de Dios el que nos constriñe.

Pacto:

¡Que cada vez que vaya a las Escrituras sea humillado por Dios!

“Entonces prometieron solemnemente que buscarían a Jehová el Dios de sus padres, de todo su corazón y de toda su alma;… Todos los de Judá se alegraron de este juramento; porque de todo su corazón lo juraban, y de toda su voluntad lo buscaban, y fue hallado de ellos; y Jehová les dio paz por todas partes.”

2 Crónicas 15:12,15

¡Que Dios te bendiga querido(a) amigo(a)!

Marcos Zúniga

** Importante: Este artículo está basado en la conferencia titulada “Estudio de las Escrituras” brindada por el Pastor Dr. Gustavo Zepeda en el Campamento de Líderes 2011 “Disciplinas Espirituales” del Movimiento Gran Comisión Latinoamérica **

Hábitos Espirituales: Estudio de la Biblia

Tenemos más para ti:

Marcos Zúniga


Discípulo de Jesús | Blogger @BlogdeCristo | Promotor de Arte Dramático | Jr. Researcher | MBA | Ingeniero en Sistemas Computacionales


Post navigation


Deja un comentario