Paráfrasis de Romanos 2:17-29

Así que tú dices que eres cristiano porque cargas tu Biblia, te alegras de conocer a Dios, Su voluntad y saber qué es lo mejor según Su palabra; y crees que puedes guiar a otras personas porque tienes una luz que ellos no, así que eres el que enseña a los que no saben, quizás hasta seas maestro de escuela dominical y dominas la ciencia y la verdad.

Tú, pues, que enseñas a otro, ¿no te enseñas a ti mismo? Tú que dices que no hay que chismear, ¿chismeas? Tú que dices que no hay que murmurar, ¿murmuras? Tú que rechazas adorar ídolos, ¿idólatras personas o cosas? Tú que te enorgulleces de saber mucha Biblia, ¿desobedeciendola deshonras a Dios?

Con razón las personas que no son cristianas rechazan a Dios por causa nuestra. Si la gente que no conoce a Dios hace por naturaleza lo que la Biblia enseña, ellos pueden con toda justicia juzgarte a ti que si eres cristiano.

Aunque en realidad no es cristiano el que lo es de apariencia, el que usa camisetas con emblemas, oye música cristiana o solo porque asiste a una iglesia; es cristiano el que tiene un nuevo corazón, uno de carne y no de piedra, éste que dócilmente obedece a Aquél que dio a Su Hijo por él y que se enorgullece de ser llamado su Dios.

Los cristianos y la Biblia

Tenemos más para ti:

Marcos Zúniga


Discípulo de Jesús | Blogger @BlogdeCristo | Promotor de Arte Dramático | Jr. Researcher | MBA | Ingeniero en Sistemas Computacionales


Post navigation


Deja un comentario