“¡Salgan, mujeres de Jerusalén! ¡Vengan a ver al rey Salomón! Lleva puesta la corona que su propia madre le hizo para el día de su boda, ¡para el día más feliz de su vida!”
Cantares 3:11 (TLA)

¡Si Dios permite el día de mi boda será fantástico! Precisamente por eso es importantísimo que me prepare guardando mi corazón, disfrutando cada vez más de mi relación con Dios y deseando crecer en carácter…

Todo lo demás lo pondrá Él en Su tiempo y a Su manera… ¡Que es la mejor!

– Marcos Zúniga

El día de mi boda…

Tenemos más para ti:

Marcos Zúniga


Discípulo de Jesús | Blogger @BlogdeCristo | Promotor de Arte Dramático | Jr. Researcher | MBA | Ingeniero en Sistemas Computacionales


Post navigation


Deja un comentario